Seleccionar página

Los gatos se rascan por muchas razones diferentes en casa, como afilar sus garras, marcar el territorio o como una señal de amenaza para otros gatos. 

Si bien es natural, puede ser frustrante que arruine los muebles una y otra vez. ¡Aquí nuestros profesionales de Cádiz explican cómo elegir los muebles que el gato no destruirá!

Evitar texturas delicadas

Es posible que desees reconsiderar ese sofá de seda o olvidar  esos cojines de chenilla y evitar las cortinas de tweed. Esas telas pueden atraer al gato para rascar con sus uñas. Es mejor mirar telas más duraderas como pana o mezclas de microfibras.

Una tapicería amigable con los gatos es el terciopelo. Si bien parece delicado, a la mayoría de los gatos no les gusta arañarlo.

Elige metal en lugar de madera

La madera es la textura perfecta para que nuestros amigos felinos claven sus garras y saquen la pintura. Si este es el caso con tu gato, considera cambiar las patas de madera por unas de metal o simplemente busca alternativas de metal.

Hay muchas opciones disponibles, y aunque alguna vez fue frío y aburrido, los muebles de metal ahora pueden proporcionar un ambiente moderno e industrial a cualquier hogar.

Piensa en tus pisos

Si bien es posible que cambiar el piso no sea factible, agregar una capa como una alfombra puede ayudar a disuadir las garras de gato de pisos laminados.

Una alfombra de sisal proporciona una distracción duradera para el gato, ya que los tejidos apretados ayudan a prevenir el daño de las garras destructivas.

Proporciona distracciones

Brindarle superficies alternativas a los arañazos puede ayudar a disuadir al gato de usar los muebles o pisos como limas de uñas. Los tableros de rascar son perfectos para que nuestros amigos felinos mantengan sus uñas en orden, mientras que otros juguetes pueden entretenerlos si están aburridos.

¿Tienes algún consejo para elegir muebles que tu gatito no quiera destruir? Comparte tus ideas con otros dueños de gatos en los comentarios. Si quieres ver más consejos, pasate por nuestro Blog.